Saltar al contenido
Rutas Turísticas

Visitar Portugal

Visitar Portugal

Cuando llegas a visitar Portugal te invade una sensación de seguridad como si lo conocieras desde siempre, como si hubieras caminado por sus calles miles de veces. Esta es una sensación que he experimentado antes. Recuerdo mi primera visita a París y ese momento en el que salí del metro hacia los Campos Elíseos. Me encanta París y cada día que he pasado allí desde entonces sólo ha hecho que ese sentimiento se haga más fuerte. París y yo estábamos destinados el uno para el otro. Y así es exactamente como me siento en Portugal.

Caminar por las calles de Lisboa, de Porto o de Tavira, pasear en barco por el Duero visitando las bodegas y catando sus vinos, bañarme en las cálidas aguas del Algarve. Realizar cualquiera de estas actividades es una maravilla y descubrirás lugares de una belleza sin igual.

Comience con un encantador paseo por Lisboa.

sweeping view of Lisbon, portugal

La zona más antigua de Lisboa da una sensación de decadencia encantadora y adorable. Lisboa tiene un aire más bien envejecido, no sucio ni descuidado.

Recorra la ciudad, y cada callecita empedrada se abre a una plaza llena de cafés y de iglesias. Se siente que Lisboa tiene historia y personalidad.

cable car and cobblestone street in Lisbon

Reza una leyenda que Lisboa es una ciudad que se construyó entre 7 colinas, al igual que Roma. Pero la realidad es que son 8 las colinas que conforman la Lisboa actual y puede subir a los miradores que hay en estas colinas desde donde disfrutará de unas maravillosas vistas panorámicas de la ciudad con sus clásicas casas con techos rojos.

La antigua zona de Alfama es un laberinto de pequeñas y serpenteantes calles, y si se visita el espacio entre el Museo del Fado y el Museo de Arte Portugués, se escapa de los turistas y se encuentra con restaurantes y casas particulares poco iluminadas donde las esposas se sientan afuera, los hombres pintan y las abuelas se sientan a charlar sobre los acontecimientos del día.

Recorrer Porto  en 3 días

Después de recorrer Lisboa dedique dos o tres días a Porto, la famosa ciudad a orillas del río Duero conocida por su vino de Oporto. Porto es una ciudad fabulosa con un vino muy bueno y muy barato y un gran paseo marítimo. El área alrededor del río es impresionante y tiene algunas vistas panorámicas que valen la pena. Cruce el río y diríjase a algún bar con terraza, pida una copa de vino y siéntese a disfrutar de la maravillosa vista sin sentirse un intruso.

wine glasses of port in porto

Visite el valle del Duero, una hermosa región con cumbres de mil metros de altura y participe en alguna de las catas de vino que se realizan en las bodegas. Las bodegas están en lo alto de las colinas y a lo largo de carreteras sinuosas, pero no se parece a ningún país vinícola que haya visto antes. Sentarse en una terraza con vistas a este increíble valle lo dejará boquiabierto.

the douro valley portugal

No sólo el país era hermoso, sino que todos los lugareños son súper amables y amigables, cálidos y acogedores también. Se toman el tiempo para ayudar, explicar como es la vida en Portugal y mostrar su cultura.

wineries in the douro valley portugal

Portugal le encantará y lo deslumbrará. Es un país que lo sorprenderá y que le dejará muy buenas impresiones. Pero aún me quedan muchas maravillas que contarle de las Azores, de Alentejo, de varias ciudades del Algarve, como Lagos, Olhao, Tavira y Faro y muchas regiones más. Pero a ellas le dedicaré otro artículo.

Se habla mucho de Portugal entre los turistas, y después de pasar unas vacaciones allí, entenderá el por qué. Si aún no lo ha hecho, le sugiero que vaya y recorra el país. No se arrepentirá de descubrir esta tierra tan hermosa.